Cedar Camps

Metaphysical Ideas

Search Metaphysicals
 

Metaphysical Newsletters

The weekly Metaphysical Newsletter is provided to campers, staff, alumni, friends and the CedarS family at no charge however contributions help defray the costs of running this service.

Click here for more about how you can provide support!
 

Delivered to You FREE!

Available in five languages, get it delivered to your inbox weekly!

Subscribe Now!

Enfrenta al enemigo con el poder del bien

Craig L. Ghislin, C.S., Glen Ellyn (Bartlett), IL
Posted Monday, October 1st, 2012

Enfrenta al enemigo con el poder del bien
 
 
Ideas para la aplicación metafísica de la Lección Bíblica de la Ciencia Cristiana:"¿Son reales el pecado, la enfermedad y la muerte?
 para la semana del 01 al 07 de Octubre por
Por Craig L. Ghislin, C. S. ; Glen Ellyn, Illinois
chaplain.craig @ gmail.com; craig.ghislincs @ icloud.com
 
  [con texto en cursiva entre corchetes agregado por Warren Huff, Director de CedarS y Editor de los Mets CedarS Met, PSST y PYCL Newsletters]
Traducción libre de Claudia de León, deleonmarrocco@fibertel.com.ar autorizada por Warren Huff
 
 [Nota del Editor: Los siguientes ideas para ser aplicadas esta semana, y los posibles temas de estudio que siguen, se ofrecen principalmente para ayudar a los campistas de CedarS y al personal (así como a sus amigos) para que comprueben y demuestren el gran valor del estudio diario y su aplicación, de las Lecciones Bíblicas durante todo el año, ¡no sólo en el campamento! Tú puedes inscribirte para que te sean enviadas por correo electrónico gratis - en inglés disponibles el lunes de cada semana, o los miércoles se puede obtener una TRADUCCION LIBRE en francés gracias a Pascal o gracias a Helga y Manfred en alemán, o en español gracias a un equipo de Claudia, Erick  y Patricio. PUEDES SOLICITARLO en www.cedarscamps.org / boletines]
 
 
¿Dirías tú que tienes enemigos? La mayoría de nosotros puede pensar que esta cuestión  pregunta si hay alguna persona que está trabajando activamente en tu contra. Pero que otros enemigos hay? Tres son los que pueden estar llegando a tu pensamiento en este momento ... Ellos son: el pecado, la enfermedad y la muerte. Mientras que el mundo esta, en su mayor parte, en una guerra de resistencia a la enfermedad, y hace todo lo posible para aplazar la muerte,  tiende a ser más indulgente con el pecado. Pero resistido o no, la humanidad hace progresos para oponerse al pecado, la enfermedad y la muerte, pero son sólo esfuerzos para posponer lo que ellos creen que es lo inevitable. Aquí, la Ciencia Cristiana tiene una visión radicalmente diferente. Operamos desde la premisa establecida en el Texto Áureo: que Dios es bueno, y es capaz de rescatarnos de todos nuestros enemigos, incluyendo el pecado, la enfermedad y la muerte.
 
Las palabras de Deuteronomio en la Lectura Alternada son una advertencia a los israelitas a no olvidar que son un pueblo santo, y que deben evitar ser absorbidos por las prácticas paganas. Se les recordó que eran "los elegidos de Dios" no debido a que eran un número determinado o por que tenían alguna virtud en particular, sino porque Dios había hecho un pacto con sus antepasados. Esa promesa se hizo evidente en su éxodo de Egipto, y correspondía a los hijos de Israel  mantener su parte del acuerdo, sirviendo a Dios y guardando sus mandamientos.
 
Un paralelismo se puede trazar entre los israelitas y quienes están estudiando y practicando la Ciencia Cristiana. Como los israelitas, también nosotros, somos relativamente pocos en número, y debemos tener cuidado de no dejarnos absorber por nuestro medio ambiente. Aunque la mayoría de los que nos rodean aceptan el pecado, la enfermedad y la muerte como parte de la vida,  nosotros nos oponemos con independencia de pensamiento a las presiones e influencias circundantes. Al igual que el salmista, ponemos nuestra confianza en Dios, y oramos "no sea yo avergonzado." Nosotros, como científicos cristianos, de todo corazón esperamos que nuestro Dios  nos libre de todo mal, del pecado, la enfermedad, e incluso la muerte.
 
Sección 1: La exposición de pecado
 
¿Qué notas acerca de los puntos de vista en los versos de los Salmos (B1) y el comienzo de la historia de la mujer sorprendida en adulterio (B2)? Hay una gran diferencia entre la humildad del salmista con su deseo de ser librado de los pecados incluso de los que le  son ocultos, y la arrogancia de quienes llevaron a la mujer a Jesús. Las citas de nuestro libro de texto también apoyan la necesidad de mirarse a sí mismo con honestidad y desposeernos del pensamiento y el comportamiento pecaminoso. Es cierto que a la mayoría de la gente no le gusta pensar o escuchar sobre el pecado, sobre todo de los suyos propios. Es aún más difícil para los científicos cristianos  enfrentar el problema de rechazar, la premisa tradicional teológica del pecado original. Pero es evidente que es un tema que debe ser enfrentado. El salmista es consciente de que hay momentos en que no sabe dónde está "la marca" traducción de la palabra "pecado" en griego. Él pregunta: "¿Quién podrá entender sus propios errores?"-La ley errante que lo lleva por mal camino y le obliga a transgredir? Él mira a Dios para que le limpie de todas las desviaciones de la ley de Dios, tanto en privado como público, y de aquellos errores que ni siquiera es consciente, así como los pecados flagrantes, más audaces de la arrogancia y el orgullo. Por desgracia, muchos no están muy dispuestos a adoptar este enfoque. Es mucho más fácil señalar algún otro pecado, como se evidencia en los que trajeron a la mujer adúltera a Jesús. Aunque sus motivos ocultos eran atrapar a Jesús, su arrogancia presuntuosa hacia la mujer, ciega sus propios pecados.
 
Brillante respuesta la de Jesús, que empujó sobre ellos el espíritu del salmista, y  cada uno de los acusadores fueron condenados por su propia conciencia. Algunas tradiciones suponen que Jesús estaba escribiendo una lista de sus pecados en la tierra, pero no había necesidad de hacerlo. Él no estaba en el negocio de condenar. Vivió la oración del salmista: "Sean gratos los dichos de mi boca y la meditación de mi corazón sea aceptable delante de ti, oh Jehová, roca mía, y redentor mío".
 
Entonces, ¿Qué dice nuestro libro de texto a cerca de todo esto? Es cierto que todo lo que Dios hace es bueno, y sólo el bien es real. También es cierto que toda desarmonía es ilusoria e irreal. Sin embargo, las irrealidades del mal, parecen reales "hasta que Dios les quita su disfraz" (S1). Sí, esta ciencia deshecha el mal, pero no podemos decir alegremente "el pecado no existe" y luego comportarse pecaminosamente. Tenemos que entender lo que queremos decir con eso. ¿Cuál crees tu que es la mayor amenaza para la Ciencia Cristiana? De acuerdo con nuestro líder "No hay nada más antagónico a la Ciencia Cristiana que una creencia ciega sin entendimiento" (S2). Ella dice que esa creencia se basa en el error y  oculta la Verdad! Si vamos a decir "no hay pecado", será mejor probarlo y vivir de acuerdo con nuestra declaración. Ella nos dice que es un "delito moral"  decir que no hay pecado, y luego a disfrutar del pecado (S3). Ocultar el pecado también es deshonesto (S4). Jesús reprendió el pecado no sólo con palabras, sino con su vida (S5). No tenemos que tener miedo de admitir nuestra necesidad de hacerlo tambien. El pecado que más rápido se expone, más rápido podemos abandonarlo, y convertirnos en mejores sanadores. Y podemos abandonar el pecado, porque no es lo que realmente queremos ser o hacer. Nuestra sinceridad se demuestra cuando vivimos de acuerdo con nuestra oración y adaptamos nuestro comportamiento para expresar nuestra propia naturaleza semejante a Dios, sin pecado.
 
Sección 2: El perdón sin condena
 
Como hemos visto, el pecado tiene que ser descubierto y reconocido para ser destruido. Pero ¿significa esto que debemos ser condenados por otros, o condenarnos a nosotros mismos? Puede ser difícil hacer frente a los errores de uno, pero Dios está ahí para ayudar, no para condenarnos (B3). Ya es bastante malo cuando uno se da cuenta de su propio pecado en privado, pero ser exhibidos en público puede ser humillante. Como se mencionó anteriormente, Jesús manejó la amenaza  a la mujer con gracia y sabiduría. Cada uno de los acusadores abandonó la escena condenado por su propia conciencia. La mujer debe haber sido a la vez aliviada y sorprendida al darse cuenta de que su vida estaba fuera de peligro (B4). Jesús pregunta: "¿Dónde están tus acusadores? ¿Ninguno te ha condenado "Ella responde:" Ninguno Señor ", El le dice," Ni yo te condeno:.. Vete y no peques más "Algunos han dicho que estas palabras de Jesús han planteado la cuestión de si  Jesús se sentía o no algún elemento de pecado dentro de sí mismo, o si sentía que la ley era simplemente demasiado dura en materia de adulterio. Sin embargo, cabe señalar que, si bien evitó caer en la trampa legal de los acusadores de asumir el papel de juez, no evitó la cuestión moral. Él hizo notorio el punto que ella definitivamente había pecado, y que cuando ella dejara de pecar sería perdonada. Él va a declarar su mensaje de ser la luz del mundo y la única manera de salir de toda oscuridad. Es una solución muy simple ¿no? Si quieres ser perdonado, dejar de pecar!
 
Nota que Jesús no la condenó, a seguir y sufrir años de arrepentimiento, revolcándose en el dolor y la culpa. Una vez que el pecado está descubierto y vemos la mentira de que se trata, podemos echarlo de inmediato y cambiar nuestras vidas. Isaías hace eco de este sentimiento que nos impulsa a dejar nuestros errores, levantarnos del polvo, sacudirnos, y sentarnos en un lugar más alto (B5). En el antiguo Lejano Oriente, el uso de las sillas estaba reservado a la realeza, por lo que Isaías nos está diciendo que nos levantemos de la tierra y asumamos nuestra herencia espiritual en el reino de Dios.
 
Mrs. Eddy explica claramente la necesidad de abandonar el pecado si esperamos ser perdonados (S7). El pecado es perdonado sólo cuando es destruido (S8). A veces podemos tener la tentación de ver el pecado como algo que no es urgente abandonar. Podemos Pensar: "Bueno, yo sé que está mal, pero siempre y cuando no  sufra demasiado voy a continuar, ya que cuando deje de pecar, mis pecados  serán perdonados." Cuidado con esto! La indulgencia en el pecado interfiere con nuestra capacidad de ver la Verdad. Nuestra Líder dice: "Sólo aquellos que se arrepienten del pecado y abandonar lo irreal, puede comprender plenamente la irrealidad del mal" [énfasis añadido] (S8). Si esperamos  ser totalmente libres del error nunca debemos admitir cualquier faceta del mismo. Esto significa que tenemos que reconocer que no hay placer en el pecado (S9). Una vez que ya no estamos hipnotizados por esto, podemos ver a través de su encanto falso y echarlo fuera. Una vez que lo hagamos, tenemos que estar alerta para no caer en un sentimiento de superioridad sobre los demás, (que es el pecado en sí mismo). Tenemos que seguir el ejemplo de Jesús y "juzgar con justo juicio" (S10).
 
Sección 3: Enfrentar la Enfermedad
 
Mientras que el mundo no suele reclamar  liberarse del pecado, están totalmente preocupados por evitar la enfermedad. Permiten el pecado (lo que equivale a placer en la materia), pero  han llevado a cabo una fuerte campaña contra la enfermedad (Lo que equivale a  dolor en la materia) Por desgracia, hay muchos que desean liberarse del dolor de la enfermedad, para volver a los placeres (aparentes) del pecado. ¿Hay alguna conexión? El salmista promete ir por la vida con cada acto y pensamiento, dedicado y apoyando a Dios (B6). Él planea apoyarse sólo en Dios y confíar en que no hay prueba  que Dios no puede ayudar a superar. Ese es el ideal, pero la mayor parte de la gente está a menudo en el forcejeo. Los anuncios comerciales, la publicidad, las revistas y las ventanas emergentes lo atestiguan, el mundo se llena de preocupación por la enfermedad. Cuando Jesús vio a las multitudes, se llenó de compasión por ellos, y los sanó (B7).
 
Las multitudes acudían a El, y en un caso, se hace constar que algunos hombres encuentran un camino para llegar a Jesús con un amigo enfermo a pesar de que la casa donde ellos se encontraban estaba abarrotada de gente. Piensa en  la fe y la esperanza que tenían para no darse por vencidos cuando los amigos del enfermo vieron a tanta gente. Ellos encontraron un camino a través de la azotea para ver a Jesús. Jesús quedó impresionado al parecer por su fe también. No sabemos lo que el hombre estaba pensando, pero Jesús hizo algo inesperado. Le dijo: "Hijo, tus pecados te son perdonados" (B8).
 
Se dice que no era raro que los Judios creyeran que la enfermedad era el resultado del pecado, en efecto, un castigo de Dios. Esto implica que Dios permite que enfermedad exista. Cualquier cosa que Dios permita debe ser real. A pesar de que mucha gente moderna no hace esa conexión, todavía asumen la enfermedad como un hecho fijo. La Sra. Eddy razona de manera diferente. Ella vio que era imposible que Dios sea la fuente de la enfermedad en cualquier forma (S12). Por el contrario, como Dios no tiene nada que ver con el mal o el pecado, ambos deben ser irreales. Razonando desde el punto de vista de Dios perfecto y hombre perfecto, es imposible que la idea de Dios, el hombre, ser vulnerable a cualquier enfermedad o pecado (S13). En resumen, tanto el pecado y la enfermedad son irreales. Pero hay una diferencia fundamental en la forma en que lo demuestran. El pecado tiene que ser visto como pecado, y una vez descubierto, puede ser destruido. La enfermedad por otra parte, tiene que ser invisible a fin de ser destruida (S14). Para decirlo de otra manera, tratar de "no ver" y negar el pecado no lo destruye, sino que le permite seguir sin control. Del mismo modo, no se puede destruir la enfermedad al ser fascinado o aterrorizado por ella, examinándola, y haciéndola real. Tenemos que tomar el camino contrario, y privarla de toda atención mientras nos concentramos totalmente en Dios, la Verdad.
 
Sección 4: La defensa de nuestra autoridad espiritual
 
No nos debería sorprender que hubiera quienes se oponían a lo que Jesús había hecho. Ellos creían firmemente que él no tenía autoridad para perdonar pecados (B9). Tal como hoy, la comunidad médica insiste en que la oración no tiene autoridad para sanar. Jesús enfrentó su desafío e hizo la declaración: "Levántate, toma tu cama y vete a tu casa." Es cierto que es mucho más fácil decir "tus pecados te son perdonados", que decir "levántate y anda". Los fariseos no podían hacer cualquier reclamo. Sin embargo, Jesús podía hacer ambas cosas. Hizo su declaración basada en su comprensión de Dios y del hombre real. El salmista sabía que Dios sanó tanto iniquidad como enfermedad (B10). Los fariseos no podrían haber discutido con el salmista, pero ellos se llenaron de envidia y desprecio por Jesús, que demostró el poder de Dios.
 
Hoy en día, la creencia mundana sigue oponiéndose a la curación espiritual. Las creencias médicas son tan arrogantes como los fariseos, no quieren conceder autoridad a nada que se oponga a sus sistemas. Sin embargo, no tenemos por qué aceptar la enfermedad como tampoco el pecado (S16). La Sra. Eddy muestra cómo refutar específicamente las afirmaciones de la enfermedad a través de la comprensión de que la Mente, Dios, es el único poder (S15). Ten en cuenta que nuestra  Líder  cita "las huestes de Esculapio" el dios de la medicina, se refiere por Homero como "el médico libre de culpa", que no es la solución, sino la fuente de la enfermedad (S17). Eso significa que la enfermedad no proviene de los gérmenes, virus, ADN, los mosquitos, las toxinas o contaminantes. La enfermedad viene de la repetición constante de los temores y preocupaciones basadas en el desconocimiento de la naturaleza mítica de la mente y el cuerpo humanos. Ellos (los partidarios de creencias médicas) sólo ven las cosas desde un punto de vista material, e insisten en que sólo ellos tienen la autoridad para sanar. Sin embargo, todo el sistema está mal. La autoridad de curación sólo es Dios, y  la mente humana no puede hacer nada por sí misma.
 
Algunos podrían preguntarse como la afirmación de que "Jesús sanó la enfermedad y el pecado por un único y  mismo procedimiento metafísico" (S19) encaja con la declaración anterior de que el pecado y la enfermedad son destruidos mediante el uso de diferentes enfoques. La base de ambos-negación (que cubre enfermedad), y descubrir el pecado es la comprensión de que el hombre y Dios son inseparables, y que el hombre es espiritual. Como tal, el hombre de Dios no tiene afinidad con el pecado, y no sufre ninguna enfermedad  (véase La Unidad del Bien 57:14).
 
Sección 5: El último enemigo
 
La fase final de la creencia humana es que la muerte es "inevitable". Aparte de la expectativa que todo tiene un final,  también está el error teológico de que Dios utiliza la muerte como un instrumento para salvarnos del sufrimiento, o para "llamar a Su casa a la gente." Nada podría estar más lejos de la verdad. La historia de Lázaro (B11) muestra la suprema confianza que Jesús tenía de que la vida es eterna. Cuando le dijeron que  su amigo estaba enfermo, Jesús se mostró imperturbable y sin prisa, no porque él aceptó la enfermedad o la muerte como parte del plan de Dios, sino porque sabía que el plan de Dios incluye sólo la Vida eterna. Cuando se sintió movido a ir a ver a Lázaro, los discípulos estaban preocupados por su seguridad. Pero, de nuevo, Jesús no fue influenciado, tampoco, por la amenaza de su propia muerte. Él avanzó tranquilamente seguro de su propósito más elevado. Jesús representa la luz de la vida que protege a los hombres de la oscuridad de la muerte.
 
El profeta Oseas estaba llamando a los hijos de Israel de vuelta a Dios con la promesa de la redención de la muerte (B12, 13). El Llamado de Oseas ejemplifica el verdadero sentido de ser "llamado a casa con Dios", y esa  llamada no tenía nada que ver con la muerte.
 
Nuestro libro de texto nos asegura que Dios destruye la muerte y el pecado y la enfermedad, y que Él nunca hace que el hombre "peque, este enfermo o muera" (S20). Cuando conocemos la verdad sobre algo no somos engañados por falsedades. Cuanto mas comprendemos la verdadera idea de la vida, menos creemos en la falsedad de la llamada muerte (S21). Solo el conocimiento de Dios en la Ciencia Cristiana se atreve a enfrentar a la creencia de la muerte. Todos los demás puntos de vista aceptan de un modo u otro el pecado, la enfermedad y la muerte, mientras que la utilización de las leyes de Dios, se oponen directamente a los tres (S23).
 
Sección 6: La vida es real, la muerte es la ilusión
 
Cuando Jesús llega a la escena, Lázaro llevaba ya cuatro días muerto (B14). Sus dos hermanas, Marta y María, se lamentaban de que Jesús hubiera llegado demasiado tarde, y expresaron la sensación de que de haber estado allí, habría sido capaz de sanar a Lázaro. Jesús mantiene su calma y se refiere a sí mismo como "la resurrección y la vida." A pesar de todo el duelo a su alrededor, Jesús pide ser llevado a la tumba, y cuando está allí quita la piedra de la entrada. Los antiguos creían que se necesitaba tres días para un alma abandone completamente el cuerpo, así que el hecho de que Lázaro había muerto cuatro días antes, significaba que estaba más allá de toda esperanza de reanimación. Jesús hace una cosa notable. Agradece a Dios por escuchar su oración antes de la curación. Entonces él llama a Lázaro, y él sale de la tumba con vida. Para la mayoría de nosotros, hay momentos en los que simplemente aceptamos que nuestras oraciones llegaron demasiado tarde. Pero Jesús demostró que nunca es demasiado tarde para ver la verdad. No prestó atención a lo que los sentidos le decían, ni a los que le rodeaban, que aceptaban la derrota como inevitable. De hecho, rechazo absolutamente el reclamo de la muerte. Un comentarista escribe que Jesús, "gimiendo en el espíritu" refutó con rabia el error (Fotos de Robertson Word). Él descarto totalmente todo lo que se opusiera a Dios, y mantuvo la realidad de la vida en Dios, y demostró su dominio con la prueba de la curación.
 
Isaías reconoce que la humanidad es generalmente débil e indefensa. Los seres humanos necesitamos a Dios para ser redimidos, para que nos tome de nuestras manos y nos saque del atolladero del pecado, la enfermedad y la muerte. Y Dios nos ayuda (B15). Isaías tiene la visión de  que los "redimidos del Señor" se darán cuenta de la verdad, y cantaran con alegría en la victoria (B16).
 
La Sra. Eddy aborda el tema de la muerte con la lógica espiritual. Si el hombre vive, nunca puede morir. La Vida es el derecho del hombre, el representante del alma nunca puede morir o desaparecer (S25, 26). Ella razona que Jesús nunca podría haber resucitado a Lázaro si alguna vez hubiera creído que Lázaro había muerto, por lo tanto, nunca lo aceptó, ni por un momento. El hecho de que Jesús resucitó a Lázaro demostró que el poder de la Verdad es capaz de alcanzar incluso a los que parecen ser incapaces de orar por ellos mismos. No importó que Lázaro viera o aceptara la Verdad. Jesús vio la Verdad y eso fue suficiente. Eso indica  el poder imparable de la verdad en cualquier situación. La Sra. Eddy levantó a los muertos también, y yo personalmente he visto el poder de la Verdad invertir la creencia de morir. Mrs. Eddy nos dice que todas estas experiencias prueban que la muerte es una ilusión (S28).
 
Nuestra lección concluye reiterando que el trío impío de pecado, enfermedad y  muerte son todos y cada uno irreal-(S30). Mientras que el mundo acepta a los tres como inevitable, la Ciencia Cristiana se opone a ellos con el entendimiento de Dios como la Vida eterna, la Verdad y el Amor, y el hombre es inseparable de su Hacedor. Como científicos cristianos, nunca deberíamos ceder a estas mentiras. Tenemos pruebas de que la Verdad divina, los destruye, sobre la base del ser espiritual del hombre.
Estos son grandes reclamos, y es posible que no los entendamos bien ahora. Sin embargo, se ha demostrado y documentado que era así, y  así siguen siendo, para quienes así  lo entienden. Lo importante es empezar a poner en práctica lo que ya sabemos en estos momentos. Cuanto más practiques, más vas a entender. Por lo tanto: es  el enemigo inevitable? De ninguna manera. Nuestro Dios nos librará, y no tenemos nada que perder, sino todo que ganar, poniendo toda nuestra confianza en él.
­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­_________________________________________________________________________________________________________________________________________
 
Nota del Director del Campamento: Lo que arriba hemos compartido es la última de una larga serie de Ideas metafísicas Aplicables para la Lección Bíblica, aportada por diferentes Practicistas residentes del Campamento CedarS y ocasionalmente por otros metafísicos. Este documento es un intento de iniciar un estudio más profundo y de alentar a la aplicación de las ideas encontradas en la Lección, de la forma en que están impresas en el "Christian Science Quarterly" y disponibles en las Salas de Lectura de la Christian Science. Las mismas - hechas en un primer momento para que todos los participantes del Campamento CedarS sintieran la misma concentración e inspiración que tenían en el Campamento - en ningún momento pretenden ser algo cerrado, definitivo o concluyente, ni una forma de sustituto del estudio diario de la Lección. Estos pensamientos son una inspiración del momento y se ofrecen para brindar un poquito más de profundidad, de base sólida y de aplicabilidad a algunas de las ideas y pasajes ya estudiados.
Las referencias a las citas (B_ y CS_) de esta semana en las "Ideas Aplicables" son tomadas de la versión de la Biblia de King James y del libro de texto de la Christian Science: "Ciencia y Salud con clave de las escrituras". La Biblia y el Ciencia y Salud son el pastor de las Iglesias de Cristo Científico. La Lección Bíblica es el sermón leído en el Servicio de la Iglesia de la Christian Science, que se realiza en todo el mundo. La Lección habla individualmente a cada uno mediante el Cristo, proveyendo de entendimiento individual y las aplicaciones hechas a medida para cada persona. Nos alegra que leas esto que te compartimos y esperamos que encuentres útiles algunas de estas ideas en tu viaje espiritual diario, en tu profunda búsqueda en los libros y en tu inmediato contacto con tu Consolador y Pastor) La espiritualidad es tu estado innato, la que te conecta en todo momento con Dios (CSSS 258:30) El Cristo es el regalo de luz que Jesús nos hizo. Esta luz del Cristo, la luz de la comprensión espiritual, llega a nosotros y nos trae infinitas bendiciones. Entonces ¡diviértete desenvolviendo y amando la individualidad de tus regalos espirituales! Y luego, cualquiera sea el lugar donde te encuentres, ¡compártelos con todos como grandes bendiciones que inspiran infinitamente!
¡DISFRUTA!
Y, por favor póngase en contacto con nosotros para obtener más información acerca de cualquiera y todas las cosas CedarS!
Warren Huff, Director del Campamento director@cedarscamps.org (636) 394-6162
CedarS Camps Office. | 1314 Parkview Valley Drive | Manchester | MO | 63011
 
 
 

Metaphysical

Walk in the Pathway of Life! - As many worthies in the Bible have, you might feel far from God...
Latest Lesson Application Idea

Newsletters

Get free weekly uplifting newsletters (available in English, Spanish, French, German and now in Portuguese!)
Subscribe or Update Subscription

Facebook

Find CedarS on Facebook for the latest news, heart-warming fruitage, facility upgrades and more!
Go to the CedarS' Facebook Page